Convergencia 2 de Abril ante la segunda vuelta electoral

A la clase trabajadora y al pueblo en su conjunto:
1. El domingo 21 de noviembre asistimos al triunfo del candidato de la ultraderecha pinochetista en las elecciones de la primera vuelta. En un segundo lugar y pasando a segunda vuelta quedó el candidato de Apruebo Dignidad, Gabriel Boric.
2. Frente a dicho escenario de cara a la segunda vuelta a realizarse el 19 de diciembre, desde el primer momento sostuvimos sin ningún tipo de ambigüedad la necesidad de frenar el ascenso al gobierno de la ultraderecha pinochetista y germen del fascismo en Chile, poniendo todos nuestros medios a disposición para ello.
3. El triunfo del candidato del rechazo pone en riesgo las conquistas que el pueblo de Chile ha obtenido luchando en las últimas décadas, en particular el proceso constituyente, además de poner en riesgo la organización de la clase
trabajadora, los pueblos, y las vidas de quienes hoy se organizan y se levantan en contra de este sistema de explotación y opresión, más aún las vidas de las mujeres y disidencias sexo-genéricas, de los pueblos originarios y migrantes.
4. Por ello es que votaremos por el candidato Gabriel Boric y desplegaremos en plenitud nuestra fuerza orgánica para evitar el triunfo del candidato de la ultraderecha pinochetista y germen del fascismo en nuestro país.
5. Mantenemos nuestras diferencias de horizonte, estrategia y táctica con el pacto Apruebo Dignidad, sus partidos, con Gabriel Boric y su trayectoria sostenida especialmente a partir de la suscripción del acuerdo de paz y nueva constitución. Pero creemos que hoy debemos poner por delante, sin vacilaciones, la necesidad de frenar al avance del pinochetismo y del rechazo.
6. Más allá de esa tarea urgente, somos conscientes de que se avecinan tiempos complejos, que requieren la superación del estado de fragmentación de las fuerzas anticapitalistas a nivel político y social.
7. Es por ello que, de cara a la segunda vuelta y al ciclo político que se abre, hacemos un llamado amplio a las fuerzas políticas y sociales del campo anticapitalista a organizarnos en una sola franja por la defensa de la vida y los derechos de los pueblos.
8. Dicha franja debe expresarse en toda su diversidad, a través de comandos, brigadas y articulaciones sociales nacidas en el seno de nuestro pueblo y del movimiento social, para que sean la punta de lanza en la lucha contra la reacción.
9. Trabajaremos porque esos diversos esfuerzos puedan dialogar en un primer encuentro por la vida y los derechos de los pueblos, que fortalezcan nuestra articulación de cara a la actual coyuntura y perspectiven la emergencia de una fuerza política y social anticapitalista.
10. Sabemos que se avecinan tiempos complejos, pero confiamos en la fuerza de nuestra clase trabajadora para, una vez más, derrotar al pinochetismo y al rechazo, y para pasar a la ofensiva en la lucha por una vida digna.



Por la vida y los derechos de los pueblos
Hasta que la dignidad se haga costumbre
Convergencia 2 de Abril 

Autor entrada: Carlos Alberto

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.