PUCÓN: Manifestación en defensa y por la protección del Río Liucura

Hace algunos días, comunidades mapuche  y organizaciones de la zona, se convocaron para protestar en defensa del Río Liucura, gravemente amenazado por la instalación de una central hidroeléctrica,  denominada «Llancalil», de propiedad de la empresa Inversiones Huife Ltda.

El proyecto lleva en la zona operando casi 7 años aproximadamente, ya que en primera instancia empezó a operar sin autorización legal de los organismos públicos. Cuando fue evaluado por primera vez, era tan irregular que fue rechazado por el SEA (Servicio de Evaluación Ambiental). Ante eso, la empresa solicitó los permisos a la SEREMI de Energía y la comunicación oficial en un diario local  de dicha solicitud alertó a los vecinos y organizaciones de la comuna y territorio.

En ese contexto, entró el mismo proyecto por segunda vez al SEA (reingreso), pero al parecer no estaban preparados para tanta oposición pública y no cumplieron debidamente los plazos al efecto, sumado a un escenario de elecciones presidenciales que hacía inviable la aprobación de un proyecto que comprometía de dicha forma a los personeros del gobierno ante la opinión pública. De esta forma, y antes de la votación de los Seremis, la empresa desistió y bajo su proyecto de la plataforma del SEA.

Luego de un año,  se ingresó el proyecto al SEA por tercera vez, haciéndole un pequeño cambio en el nombre (al actual). Este proyecto no contaría con el apoyo de la municipalidad, la que ha manifestado su rechazo públicamente, poniendo su equipo jurídico a disposición de las organizaciones sociales. Esto, no obstante, es controvertido, pues según versiones de asistentes a reuniones locales en Huife alto, en primera instancia la Municipalidad también presentó el proyecto como una buena idea y de desarrollo para el sector.

Además, siempre se ha cuestionado que todo comenzó cuando Gladiela Matus, actualmente secretaria municipal, solicitó las aguas del río Llancalil y Liucura, y se los vendió a la empresa hidroeléctrica en cuestión, y poco tiempo después, fue la misma persona la encargada municipal de gestionar proyectos de concursos regionales para aguas consuntiva a los agricultores de la zona.

La marcha de hace unos días fue unas de las medidas de presión para demostrar que mucha gente se opone a este proyecto, lo que es sumamente relevante, ya que las instancias de Participación Ciudadana son mínimas en la tramitación ante el SEA, a la espera de la decisión de las Seremis,  en donde las respuestas a las observaciones Ciudadanas se publicarán  el próximo 18 de enero.

Datos del proyecto en: FICHA DEL PROYECTO

Compártelo en:

Autor entrada: Convergencia Medios

Comentarios

  Suscribete  
Notifíicame de