Ante Despidos Masivos en Enex (Shell)

Compartimos el comunicado del Sindicato Nacional de Trabajadores Enex y Sindicato de Trabajadores Establecimiento Enex ante los despidos masivos en la empresa.


A las y los trabajadoras/es, en general, a las organizaciones sindicales conscientes y solidarias:

Desde los sindicatos de combustibles Enex, nacional y establecimiento Caren, comunicamos la concesión de varias estaciones de servicio Shell, tiendas Upa, y el despido de un gran número de trabajadores que seguirá en aumento a medida que avance la concesión de estaciones.

Denunciamos este ataque del grupo Kiñenco, como parte de la ofensiva que lanza una de las tantas empresas de Andrónico Luksic, hacia las y los trabajadores de Enex (Shell), que de un tiempo a la fecha comenzamos a organizarnos sindicalmente para cambiar las indignas condiciones laborales a las que somos expuestos diariamente, y para equilibrar las ganancias millonarias que genera la industria de los combustibles, y en especial Enex, que se ha convertido en la segunda compañía de distribución de combustibles del país con 470 estaciones a nivel nacional. Esto, sin que las y los trabajadores reciban la retribución justa de ese capital económico y estructural.

Comunicamos que la concesión de estaciones Shell y tiendas Upa comenzaron este lunes en la zona Oriente de Santiago.
Hoy se concesionaron 2 estación más y se piensa que en los próximos días se concesionaran las estaciones de Chillan, Los Angeles y Parral, que recientemente estuvieron en huelga y que, además, por no aceptar la miserable oferta de la empresa, fueron obligadas por la Inspección del Trabajo a extender la huelga por 15 días más.

Afirmamos que la ofensiva de los empresarios «en los tiempos mejores», donde la derecha gobierna para los grupos económicos dueños del país, es económica, legal y completa.

Por un lado, nos enteramos de los miles de trabajadores que hoy están en la calle producto del cierre de empresas como: Maersk, Ical, Central Frenos, Pastas Suazo, FCAB, ( Ferrocarril Antofagasta, Bolivia) o los miles de despidos en Chuquicamata división de Codelco, a los que vienen a sumarse el despido masivo de trabajadores de Enex y tiendas Upa, que responden a la mala voluntad de la empresa por sentarse con los sindicatos y la incapacidad de solución a las demandas de las y los trabajadores que se organizan para exigir derechos fundamentales, tales como: estabilidad, seguridad laboral y salarios dignos, para un trabajo de alto riesgo.

Toda esta situación general de cesantía, que llegó a un 7%, en el período, y que seguirá en aumento, responde al mala práctica de precaución que toman los empresarios cuando ven amenazadas sus ganancias, por la crisis económica o por el avance de la organización que van asumiendo las y los trabajadores, y expresan la contradicción del capital que descarga su crisis y explotación sobre los hombros de los trabajadores.

Desde el Sindicato Nacional de Trabajadores y el Sindicato Trabajadores de Establecimiento, llamamos al conjunto de los trabajadores de Enex a levantar un gran y único Sindicato Nacional, para responder con mayor organización frente a la mano de obra barata y explotación que nos imponen Luksic y su estructura de mando que es mantenida gracias a nuestro tiempo y esfuerzo.

Pedimos la difusión a los trabajadores conscientes, organizaciones sindicales, sociales, medios de comunicación alternativos, que solidaricen con nosotros y las acciones que podamos emprender.

Atte: Sindicato Nacional de Trabajadores Enex, Sindicato de Trabajadores Establecimiento Enex.

Autor entrada: Convergencia Medios